Sobre la importancia de la respiración

Es fácil saber lo que pasa por la mente de alguien si se presta atención a su forma de respirar: una respiración rápida suele significar que uno se siente agitado: por la razón que sea. Tu respiración es el puente que conecta tu cuerpo con tu mente. Hay 8 pasos en el Yoga para alcanzar Moskha, la liberación, que es la meta final: Yamas: es tu comportamiento hacia los demás. Niyamas: es tu comportamiento hacia ti mismo Asana o posturas: El objetivo de las numerosas posturas del Yoga es ser capaz de mantener una posición sentada durante una larga meditación, sin sentirse incómodo, Pranayama: "control de la respiración".  Pratyahara: es el esfuerzo por llevar la atención hacia dentro, en lugar de hacia fuera: mirarse a sí mismo y sentir el cuerpo Dharana: es el esfuerzo consciente de no ceder a las distracciones, ni de los sentidos ni de la mente Dhyana: ser capaz de permanecer concentrado, de mantener la meditación durante largos períodos Samadhi: el paso final: el Moksha, la liberación, trascender y fundirse con Dios. Se ha descrito como un estado de éxtasis. Estos pasos deben ser alcanzados en orden, uno primero, y luego el otro, uno por uno. Pranayama, es el paso intermedio: el que conecta los relacionados con el cuerpo con los relacionados con la mente.