Clase 10: Relajación del rostro

Vamos a dedicarle un tiempo especialmente a la toma de conciencia del rostro, poniendo mucha atención a los ojos.Esto te va a llevar a una calma profunda en el resto del cuerpo. Manteniendo una mirada en calma , la sienes relajadas, lengua, mandíbula...se impregna todo el cuerpo de una gran conciencia y relajación.Todo esto unido a una respiración profunda y en calma , conseguirás un estado de paz y tranquilidad para ti y para tu bebé.