canal osho premium And ["canal","osho","premium"]

Todo+el+mundo+tiene+miedo+a+la+intimidad+-+OSHO+Talks+Vol.+08

Iniciar Sesión Ayuda

Esta web utiliza cookies, puedes ver nuestra política de cookies, aquí Si continuas navegando estás aceptándola.
Política de cookies +

Todo el mundo tiene miedo a la intimidad - OSHO Talks Vol. 08

Todo el mundo tiene miedo a la intimidad. Otra cosa es si eres consciente de ello o no. La intimidad significa exponerte a ti mismo ante un extraño. Todos somos extraños - nadie conoce a nadie. Incluso somos extraños a nosotros mismos, porque no sabemos quienes somos. La intimidad te acerca a un extraño. Tienes que bajar todas tus defensas, sólo entonces la intimidada es posible. Y el miedo es que si bajas todas tus defensas, todas tus máscaras, ¿Quién sabe lo que ese extraño puede hacer contigo? Según Osho: Todo el mundo tiene miedo a la intimidad. Otra cosa es si eres consciente de ello o no. La intimidad significa exponerte a ti mismo ante un extraño. Todos somos extraños – nadie conoce a nadie. Incluso somos extraños a nosotros mismos, porque no sabemos quiénes somos. La intimidad te acerca a un extraño. Tienes que bajar todas tus defensas, sólo entonces la intimidad es posible. Y el miedo es que si bajas todas tus defensas, todas tus máscaras, ¿Quién sabe lo que ese extraño puede hacer contigo? Todos ocultamos mil y una cosas – no sólo a otros sino a nosotros mismos – porque hemos sido criados por una humanidad enferma de todo tipo de represiones, inhibiciones, tabúes. Y el miedo es que con alguien que es un extraño – y no importa, puede que hayas vivido con esa persona durante treinta, cuarenta años; la extrañeza nunca desaparece – parece más seguro defenderse un poco, mantener un poco de distancia, porque alguien podría aprovecharse de tu debilidad, o de tus fragilidades, de tu vulnerabilidad. Todo el mundo tiene miedo a la intimidad. El problema se hace más complicado porque todo el mundo quiere intimidad. Todo el mundo quiere intimidad porque si no estás sólo en este universo – sin un amigo, sin una amante, sin nadie en quien confiar, sin nadie a quien puedas abrir todas tus heridas. Y las heridas no se pueden curar a menos que las abras. Cuánto más las escondas, más peligrosas se hacen. Se pueden volver cancerosas. Por un lado, la intimidad es una necesidad básica, de modo que todo el mundo la anhela. Pero quieren que sea la otra persona la que intime, que la otra persona abandone sus defensas, se muestre vulnerable, abra todas sus heridas, deje caer sus máscaras y su falsa personalidad, mostrándose desnuda tal como es. Y, por otro lado, todo el mundo tiene miedo a la intimidad – con la persona con la que quieres intimar, no bajas tus defensas.

Relacionados